martes, mayo 06, 2008



Cuenta mi madre que lo mas difícil de criar a tres niños fue hacer que nos quedáramos quietos, que no pidiéramos todo y que sobre todo no regaláramos nuestras cosas.

Soy la primera sobrina mujer de mi familia, tanto paterna como materna, la primera nieta, a la cual todos veían con lupa, cuando nació la pelona de mi hermana, esa cosita blancaaaaa y de ojos cafes grandes, sin cejas y sin cabellos, claro, luego le fueron creciendo sus cabellos castaños.

Yo me llevaba bien con mi hermana, ella balbuceaba y yo hablaba, todo era tranquilidad, en ese entonces tenia 3 años, me tome el papel de hermana mayor muy en serio, ya que mis padres se habían encargado de prácticamente lavarme el cerebro con instrucciones de lo yo tenia que hacer:

  • Siempre tenes que cuidar a tu hermana.
  • Ella es mas chica, vos sos su modelo a seguir.
  • Tu hermana a veces no hará caso, tenes que hablarle y decirle que te haga caso.
  • Si tu hermana se enferma, vos tenes que darle besitos para que se ponga bien.
y así la lista crecía con el pasar del tiempo,
yo como buena hermana que me sentía, la cuidaba, le hablaba, le daba besitos cuando la opa se caía o se enfermaba.

Por alguna razón, Dios, las energías positivas, no se, algo.. yo lo llamo Dios, hizo que naciera con la madre que tengo, no me puedo quejar, mi madre desde que tengo memoria ha sido muy buena madre, yo por mi parte, no le decía mama, le decía Delia, cuentan las chismosas de mis tías, que hasta los dos años no le decía mama, entonces alguna vez mi madre habrá llorado por ello.

Mi madre y mi hermana se parecen mucho, ambas son mujeres practicas, con habilidades manuales, con mucha agilidad mental, mujeres que son buenas resolviendo problemas.

Una de las cosas que recuerdo muy bien es como ella nos hablaba, su intención siempre fue tratar de que nos pusiéramos en los zapatos de los otros, cuando hacíamos algo malo, nos decía: ¿A vos te gustaría que te hicieran lo mismo?
No podíamos quedarnos callados, teníamos que decir si o no.
Cuando decíamos si, por lo general ella nos miraba con esos ojos cafes oscuros y sus cejas negras y nos volvía a preguntar: ¿por que te gustaría eso?...

Mi madre no me da ordenes, siempre me ha consultado, dejándome elegir, obviamente las madres saben como presionar a sus hijos para que hagan lo que ellas quieren... al menos la mía jajaja si lo sabe.

Las primeras preguntas existenciales que me hice fueron entre mis 8 y 10 años, las recuerdo muy bien,
¿Por que he nacido aquí?
¿como hubiera sido haber nacido en otra familia?
¿Quien determina quien va a una buena familia o a una mala familia?
El terror se apoderaba de mi, cuando veía en la calle a niños solos o cuando veía a una madre pegarle enfrente de todos a sus hijos. El pensar de que hubiera podido ser yo, hizo que aprendiera a valorar a mi mama y a mi papa. El esfuerzo que hacían por darme todo lo que yo necesitara o deseara. Siempre han tratado de darme lo mejor y eso no tiene precio.

Hace un mes mas o menos, cuando estábamos cenando en el Tomate, Mariaescandalo y otro bloguero empezaron a hablar sobre política, yo les dije: No confió en nadie que no vea por su familia primero.
MariaEscandalo: Entonces, ¿no confías en la mayoría de las personas?
Yo: Si.

Hasta ahora sigo pensando en la apreciación que tuvo mi amiga, ¿sera cierto que la mayoría de las personas no ven a su familia como una prioridad?...

Foto: Es mi hermana junto a cosito, el gato de mi hermano, que dicho sea de paso, no me gusta.

7 comentarios:

Fuzzy dijo...

Querida Joup te confirmo que por lo menos no sos la única, la familia para mi tambien es y será siempre lo primero.

Un abrazo

Hada del tejado dijo...

Yo creo qu la familia es como un equipo (de cualquier deporte) para anotar puntos hay que hacer trabajo en equipo, depende de todos. Lamentablemente en mi familia hay quienes prefieren apoyar a los "jugadores de otros equipos" ya sea por interés por quedar con imagen de buena persona, en fin, recuerdan que somos familia sólo cuando hay una situción extrema. Pero son sólo 2 miembros, los demás le vamos a nuestro equipo antes que todo y nos la jugamos por él.

CAPSULA DEL TIEMPO dijo...

Las familias...un se da más cuenta del esfuerzo que hacen los padres por criarnos cuando somo padres. Mi familia (Choli, Rodri, Sebas y yo) somos nomás unidos, pero como andamos todavía en una etapa "fácil" (cuando los hijos son chicos) habrá que evaular las cosas cuando los chicos sean adultos para ver cómo lo hicimos.

Te mando un abrazo, como siempre querida Espejuca.

ALBERTO dijo...

Pero fuiste la mayor de tu casa!!...

NOrmalmente el mayor y el menor son los adulados... yo fui el del medio.. sniff sniff..

La de la foto sos vos?

Qué lindo gato!

Joup dijo...

Foto: Es mi hermana junto a cosito, el gato de mi hermano, que dicho sea de paso, no me gusta...
era para mostrarle que a la pelona luego le crecio el cabello jajajaja.. y sus rulos se esfumaron U_U...

Joup dijo...

Alberto: U_U Yo no fui adulada.. la adulada fue mi hermana y mi hermano, el mas pequeño.

MasterKOF dijo...

pues pa mi la cosa va asi, primero yo obia mente luego mi madre, luego mis 6 hermanos, de ahi me padrastro, despue el resto.

auque cuando me enamoraba era, primero ella, despues ella y al final ella, ajajajaja. cosas de adolecentes ^^.

creo que puede escribir los versos mas tristes esta noche ^^(abogado: señor usted esta demandado por plagiar a .......... ) ajajajaja

ya me dio algo de sueñito, e estado todo el dia leyendo tu blog completo ^^